El robot camarero HoLLiE se convierte en pastelero

El robot camarero HoLLiE se convierte en pastelero

Hoy os mostramos quién es HoLLiE, un curioso robot colaborativo que va “protegido” con una pistola de glaseado. Creado por House of Living Labs de FZI, en Alemania, el robot ha realizado una exhibición de cómo lograr personalizar galletas con chispas, malvaviscos y una pistola de glaseado.

HoLLiE no es ciertamente un robot competente para hornear. Su forma le deja realizar trabajos difíciles con la intención de simplificar y ayudar a los empleados de la pastelería en su día a día.

HoLLiE se ha diseñado para que una persona sin preparación en programación logre dirigir a HoLLiE, incluso para que logre decorar su galleta de manera personalizada, en cualquier momento e interactivamente.

Otra solución que presentan es hacer que los clientes diseñen de manera digital su cookie. Lo desarrolla a través de un software que les permite determinar cómo elaborar el diseño de su galleta individualizada. En tiempo real se envía las ordenas al cobot para que comience en la decoración.

El fin de efectuar la exhibición era enseñar que los robots de servicio consiguen realizar tareas atractivas, y no solamente servir para el sector de la industria 4.0. De este modo el cliente o las personas participaban en la exhibición interactuando con él, y al finalizar se llevaban para casa su premio, en este caso una cookie.

HoLLiE tiene una plataforma para moverse de manera autónoma. Dispone de cámaras con visión artificial en una cabeza que consigue que sea más atractivo visualmente a los usuarios. El robot dispone de dos brazos robóticos con los que maneja los objetos y hace gestos con los que entretiene a los clientes.

Los desarrolladores del robot humanoide coinciden en reconocer que la parte más difícil de solucionar el proyecto ha resultado ser la física, sobre todo lo complicado de ajustar la densidad de la realización de hielo durante un largo periodo de tiempo. Si resultaba muy liquida o demasiado densa no serviría. Por lo que los diseñadores de HoLLiE continúan trabajando en conseguir mejorar la consistencia de la formación de hielo, puesto que esto facilitaría la calidad del dibujo.

Androide árbitro de beisbol para evitar fallos arbitrales

Androide árbitro de beisbol para evitar fallos arbitrales

La tecnología robótica se viene forjando un lugar en los deportes desde hace tiempo. Desde programas que delatan automáticamente los goles en el futbol o el conocido Ojo de halcón del tenis que proporciona saber si la pelota ha entrado o no. 

Os mostramos un robot que se pretende usar en las competiciones de beisbol. Está en etapa de estudio en la Atlantic League of Professional Baseball (ALPB) y se cree que consiga dar el salto a la MLB.

Para conocer el funcionamiento de este programa robótico, primero hay que conocer cómo es el reglamento del beisbol.

El árbitro o umpire se sitúa detrás del home plate (zona del bateador) y canta las bolas o strikes que son lanzadas.

Esa es el cometido del dispositivo robotizado-umpire o dispositivo robotizado-home plate. Mediante un indicador situado encima y detrás del home plate y a través de un software se comunica con el árbitro humano por un auricular por Bluetooth conectado a un iPhone. El árbitro da a saber el veredicto del robot, pero siempre prevalece la decisión del árbitro humano.

La utilización de este prototipo de robots requiere aún del elemento humano, pero es verdad que es un modo de aligerar el partido y eludir posibles fallos arbitrales.

La ALPB cree su instalación en sus 8 estadios y se supone que para la segunda parte de liga todos cuenten con este sistema robótico de control.

El invento, que ya ha sido probado, ha resultado ser un poco lento al dar los resultados y, además, dijo como strikes algunos lanzamientos que fueron cuestionados por los pitchers. Si bien lo hizo sin margen de error. Esto es, el robot juzga los lanzamientos como la han enseñado y así los canta. 

Consiguen mejorar la sensibilidad de las pinzas blandas robóticas

Consiguen mejorar la sensibilidad de las pinzas blandas robóticas

Perfeccionar la sensación y el tacto de los materiales blandos es una de las secciones en los que más se está estudiando en la actualidad. Las pinzas para brazos robóticos precisan optimizar su desarrollo para amoldarse a las aplicaciones más severas y débiles.

En este terreno el MIT de Massachusetts es uno de los centros de investigación más adelantados del mundo y termina de hacer público uno de los avances más importante de los últimos tiempos en este ámbito. Los investigadores han creado una pinza blanda llamada GelFlex que perfecciona, y en mucho, la capacidad de sentir de los brazos robóticos.

En los mismos dedos de la pinza lleva instalado sensores y cámaras. Los datos que recogen son enviados a un software dirigido por Deep Learning, por lo que es una Inteligencia Artificial quien se ocupa de analizar tanto la colocación de los dedos como la percepción de la manipulación de los objetos. La pinza sensorizada es capaz de adaptarse a la geometría de las piezas sin estropearlas, detectando el peso y la rigidez de los objetos.

Las pruebas elaborados han mostrados datos concluyentes, en más del 90% de casos, el robot ha logrado reconocer el objeto que estaba sujetando.  Con materiales rígidos, especialmente metálicos, el sistema alcanza el 96 % de reconocimiento positivo de los objetos.

Sin duda estos adelantos mejorarán la sensación y la sensibilidad de los robots ofreciendo un abanico de utilidades increíbles para el sector industrial y de servicios.

Los agricultores apuestan por la Inteligencia Artificial para enfrentarse a la desertificación

Los agricultores apuestan por la Inteligencia Artificial para enfrentarse a la desertificación

Para nuestra desgracia la desertificación en lugares como España es cada vez más visible. Según una investigación realizada por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, en el transcurso de este siglo el desierto se ocupará desde la Costa del Sol hasta rozar la Cordillera Cantábrica. Es decir, algo más de las ¾ partes de la superficie del país.

En España el sector agrícola tiene un peso importante. Sabedores de la necesidad del agua para sus cosechas, los agricultores están apostando por las nuevas tecnologías aplicadas a su sector, basadas en Inteligencia Artificial e “Internet of Things” para enfrentarse a la desertificación y así lo manifiestan yendo a foros y obteniendo tanto datos como educación sobre estos temas.

Gracias a dispositivos “IoT” se consigue una cadena de datos que conceden una mirada global del problema y con ellos la Inteligencia Artificial puede desarrollar algoritmos que agilice a los científicos encontrar soluciones de manera rápida y ágil. En la distribución de agua de regadío, por ejemplo, la Inteligencia Artificial deja conocer la demanda, prevenir pérdidas en la red e incluido contratar la energía para reducir el consumo.

En la región de Murcia, mediante una beca de Microsoft llamada “AI for Earth”, los expertos enlazaran herramientas de Machine Learning con técnicas de analítica de datos geoespaciales y de visión artificial.

En Aragón por ejemplo han colocado dispositivos IoT que acumulan información (temperatura, humedad) con los que ejercitan a la IA para que facilite las decisiones a tomar en cada momento del desarrollo de la producción y poder conseguir un seguimiento de los cultivos en tiempo real y de forma precisa.

Esta preocupación no concierne solamente a España. El calentamiento global es una realidad que no se puede esconder.

S4 AgTech, empresa argentina, son los precursores del primer índice mundial para cubrir los efectos de las sequías. Usando satélites de la NASA, establece los signos vitales del planeta con Machine Learning. Y mediante algoritmos, su tecnología examina el tipo de cosecha de cada imagen y precisa su crecimiento para proteger las cosechas ante cualquier contratiempo.

Las nuevas tecnologías ayudarán a los agricultores a optimizar los recursos acuíferos sin que se derroche ni una gota de tan preciado líquido, pero sin olvidar que también es deber de cada individuo no malgastar.

 Estamos de prestado en este mundo, cuidémoslo para las generaciones siguientes.

El robot de 20 € creado por unos profesores de Vigo que ya se usa en colegios Latinoamérica

El robot de 20 € creado por unos profesores de Vigo que ya se usa en colegios Latinoamérica

Son muchos y muy variados los proyectos de robótica educativa que nuestros estudiantes realizan, ya sea de manera autodidacta o en centros educativos. Realizar tu propio robot es un desafío gratificante que fortalece habilidades y desarrolla competencias grupales e individuales, pero en situaciones puede ocurrir que se convierta en un pequeño fracaso, sin embargo, no siempre pasa.

Os presentamos a mClon, un robot educativo de software libre desarrollado por A Industriosa, un grupo integrado por diversos profesores de Educación Secundaria de Vigo, Pontevedra. El grupo de investigación lo forman María Loureiro, Bernardo Álvarez y Miguel Gesteiro.

El propósito de hacer mClon era dar a sus estudiantes un nuevo medio educativo que fuese asequible y más completo que los robots que se distribuyen en el mercado. mClon es un proyecto altruista que no se halla a la venta, por lo que lo fabricas tú mismo desde cero descargándote las programaciones. Hay que resaltar que, exceptuando algunos componentes que debes de comprar por un valor que no supera los 20 euros (es el caso de la placa), el resto de las piezas las fábricas en una impresora 3D, lo que ayuda considerablemente a rebajar los costes.

Se ha convertido el robot en un instrumento educativo que va más allá del mero montaje de su estructura o de su programación por medio de Arduino. Con mClon los adolescentes pueden trabajar con su hardware, así como del diseño y la configuración de su estructura mecánica y electrónica. Hasta ahora mBot es uno de los robots más extendidos en las aulas, pero está orientado únicamente a la programación, por lo que reduce el aprendizaje de los estudiantes. 

Esta interesante iniciativa educativa ha cruzado fronteras, siendo empleado el robot mClon en muchos centros de enseñanza de Latinoamérica. Por ello los creadores del proyecto han sido galardonados en el 2019 con el galardón “Desafío STEM” que concede la Xunta de Galicia.

El robot humanoide que logra toma sus propias conclusiones

El robot humanoide que logra toma sus propias conclusiones

Dicen que el director de una orquesta es el corazón de esta. Hace poco os presentamos a un Android sacerdote budista con nombre Mindar. Si te gustó, ahora te vas a sorprender viendo cómo el Android humanoide Alter 3 ejerce sin una batuta ni partitura, conduciendo a una orquesta en la Academia de Artes escénicas de Sharjah, en los Emiratos Árabes.

Alter 3 es un androide con rostro, manos y extremidades que simulan a los que poseemos las personas. Entre sus principales propiedades destacamos su grado de inteligencia que le conceden regir una orquesta sinfónica y hasta cantar en la misma.

Prueba de las habilidades que están tomando los androides inteligentes es como Alter 3 ha conseguido dirigir a la ópera Scary Beauty de Keiichiro Shibuya. Se trata de una fusión de la robótica y la Inteligencia Artificial con el arte.

El propio compositor japonés Shibuya cree que el uso de androides en todas las áreas de nuestra sociedad es imparable, desde la Automatización Industrial hasta la robótica Educativa. El nivel de intelecto con el que se está dotando a los androides será quien dicte hasta dónde van a ser capaces de llegar y qué labores realizarán.

Kotobuki Hikary, el responsable de Alter 3, apunta que él es capaz de decidir sus propias conclusiones durante el espectáculo. Parte del público manifestaron que les gustaban más los directores de carne y hueso. Esa declaración en sí es todo un logro, ya que el hecho de compararlos habla del desarrollo que la robótica está sufriendo.

Robots de cocina en un local de Boston

Robots de cocina en un local de Boston

La robótica social avanza con paso firme y las cocinas de nuestros hogares y restaurantes preferidos no se van a quedar de lado de la revolución tecnológica que vivimos. Os mostramos a Spyce, un restaurante en donde unos cocineros robots os van a maravillar.

Lograr que una cocina sea eficaz tanto como en tiempos de confección de los platos como en el consumo de los ingredientes es sin duda una laboriosa tarea que, hasta el momento, muy pocos restaurantes pueden alardear de que lo hayan conseguido. Spyce ha asumido el desafío de lograrlo y por ello ha adquirido 7 robots con aspecto de cazuela.

El restaurante se encuentra en la ciudad de Boston, en EEUU, y fue inaugurado a mediados del 2018 con el propósito de proporcionar a los usuarios menús de comida saludables a un bajo coste. Los promotores del proyecto son 4 ingenieros del prestigioso MIT, de nombre Luke Schlueter, Kale Rogers, Braden Knight y Michael Farid.

Para conseguir su idea, en la que querían establecer la tecnología como centro de su restaurante, sugirieron introducir tecnología robótica con los que automatizar el desarrollo de cocinado. Para elaborar los platos y crear cartas que fuesen modernos y sanos, consiguieron la inestimable contribución de Danield Boulud, un famoso chef galardonado con 3 estrellas Michelín.

El restaurante ha planteado una serie de platos que se caracterizan por su variedad, entre los que resalta los platos de comida asiática o mediterránea, aunque también tienes la posibilidad de seleccionar entre comidas sin gluten u orientados a veganos.

El procedimiento de elección de una comida se encuentra totalmente robotizado y es muy simple. Lo haces entrando en un sistema informático desde una Tablet que el establecimiento pone a tu disposición. Al estar automatizado, el pedido es enviado de un modo directo a la cocina, en donde hay dos empleados que se encargan de coger los ingredientes del frigorífico.

Estos ingredientes se añaden automáticamente en diferentes sartenes wok con forma de cazuela que preparan a 230-232 grados manteniendo un proceso que dura 3 minutos para que a continuación la comida sea entregada a tu placer con semillas y lista para dar al usuario.

Este preciso y totalmente automatizado proceso garantiza que desde que realizas el pedido, la comida la tengas servida en un plato en alrededor de diez minutos. En ese mismo instante los robots hacen una autolimpieza para volver a cocinar el siguiente menú.

Una característica de gran interés para el cliente es que, cocinar comidas de manera automatizada repercute directamente en el precio del plato. Haber reducido el volumen de comida malgastada, ganar en la eficiencia de la gestión del servicio y la rapidez en su elaboración, esto hace que Spyce pueda ofrecer menús sanos a un precio que ronda entre los 7.50 y los 8 dólares. 

Mcdonald’s adquiere firmas tecnológicas para dar un servicio individualizado a sus clientes

Mcdonald’s adquiere firmas tecnológicas para dar un servicio individualizado a sus clientes

La Inteligencia Artificial se crea un hueco en los restaurantes de fast food y McDonald´s, el gigante de las hamburguesas no desperdicia ni un minuto en explotar el tirón de las nuevas tecnologías para su propia ganancia.

McDonald´s compró a principios de este año la empresa tecnológica Dynamic Yield, experta en emplear el aprendizaje automático para proporcionar un trato individualizado a los usuarios. Con esta compra se propone el objetivo de usar la Inteligencia Artificial en su servicio de McAuto.

Para poder realizar este plan, también ha adquirido a Apprente, startup de reciente creación expecializada a tecnología de conversación basada en la voz.

Esta unión de sociedades ha surgido la formación de McD Tech Labs, un equipo donde los ingenieros y científicos pueden crear nuevos productos al beneficio del gigante de comida rapida.

Aunque no lo creamos, la Inteligencia Artificaial nos repercute en nuestros pedidos. Desde que llegas con tu coche al McAuto. Se escanea la matrícula y se entra al perfil del consumidor con los pedidos realizados en otras ocasiones. La IA te ofrecerá, mediante pantallas y comandos de voz, nuevos menús dinámicos que pueden conseguir que demandes extras que no pensabas querer.

Además, según las variables como momento del día, tiempo u opciones más populares, la aplicación de la IA desarrollada por Dynamic Yield aconsejará distintos menús. Además, afectará el tráfico que haya en ese momento en el McAuto. Si se produce un exceso, los combinados que se sugieran serán los que más ágil sean de producir para acelerar el movimiento de coches.

McDonald´s asegura que, es la primera vez que se utiliza la Inteligencia Artificial en un restaurante de comida rápida.

Los primeros que la sufrirán serán los McAutos, pero no descartan que la IA pase al interior de sus locales y los clientes de a pie sean los favorecidos de este avance. Y claro está, de ahí se llegaría a la aplicación móvil. McDonald´s además piensa perfeccionar sus cocinas, pero aún no sabe de qué manera.

Cae las ventas de robots en Europa un 30%

Cae las ventas de robots en Europa un 30%

La venta de robots en 2020 ha descendido un 30% según los estudios en la zona euro. Esto se produce como consecuencia de la desaceleración económica que se está produciendo a nivel mundial por el COVID-19. Mientras que estos datos están siendo analizados con mucha precaución, parece ser que China despliega velas, según afirma un estudio ofrecido por la Oficina Nacional de Estadística del propio país.

Según el informe interanual presentado, a lo largo del mes de marzo en China se han vendido 17.241 brazos robóticos. Este dato reafirma un pasmoso incremento del 12,9 % en la venta de robots destinados a la industria. Sin embargo, el informe afirma que, durante el 2019, en China se vendieron 177.000 unidades, es decir un 3,1 % menos que el año anterior. Este dato está en semejanza con el de algunos de los grandes fabricantes mundiales, que notaron como finalmente 2019 no fue un año de expansión.

Lógicamente los datos macroeconómicos parecen indicar que estamos en mitad de una desaceleración económica. Un fiel reflejo de lo que está pasando en la industria es el número de matriculaciones de vehículos que se está produciendo. En China, en febrero se desmoronaron un 80% mientras que en España fueron del 70 %, dato que se prevé que se amortigüe a lo largo del 2020 y que no superen el 30% de caída.

Sin embargo, en el sector de la robótica hay motivos suficientes para seguir confiando a medio plazo en la recuperación del mercado. Si hace escasos días BMW anunció un plan estratégico en el que iba a comprar 5.000 robots industriales, el sector del ecommerce sigue aumentando a un ritmo vertiginoso, iniciando nuevos espacios para los fabricantes de robots.

Para los más catastrofistas, que siempre los hay, debemos recordarles que China continúa siendo el motor de la economía mundial, y, en consecuencia, si su industria se mantiene fuerte, nos repercutirá satisfactoriamente.

El dispositivo robotizado sirviente que logra llevar hasta 3 pedidos diferentes

El dispositivo robotizado sirviente que logra llevar hasta 3 pedidos diferentes

Los robots sociales proporcionan resultados colaborativos al servicio de la gente con el propósito de asistir en las faenas rutinarias y más cansinos de nuestros hogares. Del mismo modo ocurre en los terrenos laborales, como sucede en hoteles, hospitales y compañías de logística. El dispositivo robotizado sirviente Techi Butler de Techmetics es un autómata asistente de navegación autónomo manejado por Inteligencia Artificial. Su objetivo es ser parte de nuestras vidas ofreciendo ayuda y atendiendo en nuestras necesidades.

Hablamos de un dispositivo robotizado autónomo con apariencia de Androide que por el momento se distribuye en países como Australia, Dubai, Singapur y Tailandia. Techi ha sido realizado por la empresa Techmetics, que con sede en Singapur cuenta con Mathan Muthupillai como director ejecutivo.

Techi Butler es un robot colaborativo y totalmente autónomo, dispuesto para rondar por las instalaciones de un hotel localizando y eludiendo a las personas y a los diversos objetos que se topa en su camino.

El robot lo alcanza por medio de un sistema de lentes y sensores que tiene añadidos. Igualmente, ha sido desarrollado para montarse en ascensores y abrir puertas al encontrarse conectado al sistema IOT por medio del wifi.

El dispositivo robotizado ha practicado a tratar con la gente de un hotel mediante un monitor digital de 10,1 pulgadas, en el que se presenta la imagen de un dibujo de imagen entrañable que reproduce el retrato de su cara.

TechMetics ha inventado tres prototipos de robots sirvientes para que sea el huésped quien decida el tipo en función de sus servicios. Los puedes escoger en función de su volumen, capacidad o peso, capacitado para transportar hasta 60 kg a una velocidad que no supera los 1,5 m / s.

Los hay que disponen de 3 compartimentos o con 2, habiendo una tercera versión con 2 espacios guardados para el almacenamiento, pero con una altura más estrecha. Los compartimentos se cierran de manera automática y solo se abren cuando el robot lleva su encargo en el lugar establecido.

Techmetics quiere asegurar sus productos frente a sus competidores, como son el autómata Temi, Savioke, Thalon y Tug. Sin lugar a duda una de las propiedades que hasta hoy le distingue de sus competidores directos es que logra realizar hasta tres envíos diferentes en un mismo viaje.

El dispositivo robotizado sirviente Techi Butler tiene una batería que le ayuda estar trabajando durante 13h seguidas y cuando descubre que necesita recargarla, él mismo se mueve hasta el lugar de recarga.